Leche Organica

Leche Organica

El tipo de leche que usted escoja depende de su preferencia personal. Los rigurosos estándares gubernamentales aseguran que todo tipo de leche sea pura, segura y sana. No importa qué tipo de leche usted escoja, se puede sentir bien de que le está dando a su familia la bebida más nutritiva disponible.

Desde la perspectiva de la salud, no hay ninguna diferencia nutricional entre la leche orgánica y la leche regular. Ambas contienen el mismo conjunto único de nutrientes que hacen de los alimentos lácteos una parte importante de una dieta saludable. Una porción de ocho onzas de leche regular ofrece los mismos nueve nutrientes esenciales que un vaso de leche orgánica, además de calcio, vitamina D y potasio.

El sabor de la leche, ya sea orgánica o producida de manera convencional, puede ser un poco diferente dependiendo del envase o de la temporada. Normalmente, la leche orgánica es ultra-pasteurizada (pasteurizada a una temperatura más alta) y por ende, usualmente sabe un poco diferente de la leche regular. Otros factores que pudieran afectar el sabor de la leche incluyen la localización de la granja, la raza de vaca, variaciones en el pasto usado para alimentar a las vacas el cual varía de granja en granja y la época del año. Las personas deberían hacer sus propias degustaciones para ver cuáles tipos de leche prefieren.

La leche orgánica tiene que ver más que nada con las prácticas de administración de la granja. Por ende, las declaraciones sobre la leche orgánica se refieren a las prácticas de la granja, no a la leche de por sí.

Estas prácticas de administración de la granja están relacionadas principalmente con el uso de pesticidas, fertilizantes y antibióticos. Sin embargo, los estándares de etiquetaje orgánico no requieren que las vacas en las granjas orgánicas sean alimentadas con pasto. De hecho, pocas vacas en los E.E.U.U. son alimentadas con pasto.

Toda la leche, ya sea regular u orgánica, se analiza para detectar antibióticos, asegurando así que cumpla con los estándares de calidad y seguridad del gobierno. Usted puede estar seguro que tanto la leche orgánica como la leche regular no contienen antibióticos.

Es importante hacer notar que las vacas lecheras no son tratadas con antibióticos rutinariamente. Si una vaca contrae una enfermedad, tanto los granjeros de productos lácteos orgánicos como los convencionales le darían a la vaca los mismos antibióticos. Sacarían a la vaca de la manada lechera, le suministrarían el tratamiento y no la volverían a ingresar a la manada hasta que su leche esté libre de antibióticos.

En una granja lechera orgánica, esa vaca saldría de la manada permanentemente. Tanto en las granjas lecheras orgánicas como en las convencionales, cada carga de tanque de leche se examina con rigor para detectar antibióticos. Cualquier tanque que dé resultados positivos en las pruebas, lo que es extremadamente raro, se desecha inmediatamente y nunca llega al consumidor.

close

SUSCRIBETE

a nuestra lista de correo electrónico para
recibir noticias importantes y actualizaciones

Nosotros protegemos tu información personal.
Lee nuestra política de privacidad.

cow